Imatge de portada

Barcos / Super Yates

<< VOLVER

Evo V8: El barco que se expande

2/08/22

La marca Evo, nacida en 2014 de la mano de Blue Emme Yachts y Valerio Rivellini, ha sido pionera en abrir los costados sobre el mar. En esta eslora de 24 metros, el primero de la línea V y buque insignia del astillero, lleva al máximo esta idea añadiendo un sorprendente concepción de la superficie del tejadillo que se convierte en cubierta de sol.

Luis Bosch

Fotos: Studio Borlenghi

Evo V8

La creación de este modelo Evo V8 de 24 metros de eslora, con líneas limpias y un diseño refinado, se dirige a un emergente segmento de mercado al tiempo que introduce nuevos significados en la forma de entender la vida a bordo.

Las grandes terrazas laterales multiplican la zona de relax y de baño de popa.

El diseñador Valerio Ribellini, creador del concepto básico Evo, y el astillero, han creado un yate que combina tecnología avanzada, soluciones ingeniosas y elegancia, proponiendo un estilo tan único de crucero que prácticamente no tiene competencia en el mercado actual de los superyates de esta eslora.

El Evo V8 ofrece cuatro zonas de descanso y convivencia al aire libre: la gran playa de popa, la terraza-comedor abierta en la cubierta principal, la zona de proa y el Sun-Roof.

“Por lo general, los propietarios de yates a motor comienzan sus vacaciones cuando llegan a su destino, ya sea fondeados frente a la costa o en el puerto, mientras que los entusiastas de la vela comienzan sus vacaciones tan pronto como suben a bordo. El Evo V8 combina la velocidad de un yate a motor con la comodidad y el relax de navegar a vela” –explica Valerio Rivellini.

El techo de la cabina es una verdadera cubierta de sol, con puesto de gobierno propio.

Creado para ofrecer variadas posibilidades de uso, el Evo V8 es un barco que asombra y esconde múltiples sorpresas en cada uno de sus espacios.

La zona de proa dispone de una pequeña piscina de agua salada que se descubre bajo la mesa.

Una terraza al borde del agua

La primera unidad de este Evo V8 sitúa el área de la playa a solo 70 cm por encima de la línea de flotación, por lo que disfruta de un contacto perfecto con el entorno y una vista panorámica de 180 grados gracias a las terrazas laterales que se extienden hacia afuera. El sistema de bordas desplegables Xtensions, propia y exclusiva de la marca, no solo sirve para aumentar la superficie disponible, que ya de por sí es enorme, sino para eliminar todos los impedimentos visuales y permitir una vista ininterrumpida sobre el horizonte.

El comedor exterior se abre sobre la zona de playa y dispone de dos ruedas de gobierno en las bandas, como en los veleros.

Gracias a un minucioso proceso de diseño todos los elementos técnicos, incluido el auxiliar y su cabrestante de recuperación, están ocultos liberando así cada centímetro de espacio disponible en cubierta.

Tres escalones conectan con grandes puertas corredizas de vidrio el área de playa con un salón bajo que precede al camarote principal, lo que le permite realizar dos funciones: un patio al aire libre que ofrece protección contra el viento y el sol, y una sala de estar privada para el propietario.  El propietario puede cerrar la puerta que conecta el salón y la cubierta exterior para crear una exclusiva suite de espacio abierto de 12 metros de largo que ofrece total privacidad tanto de día como de noche.

La gran playa de popa comunica directamente con la cabina del propietario.

Esta original solución permite a los propietarios reservar más de un tercio del barco para su uso exclusivo, incluso cuando hay otros invitados a bordo.

 

Exteriores para convivir

El diseño pone el acento en el concepto de convivencia, por lo que áreas de estar externas están concebidas para la comodidad y favorecer las relaciones sociales. Por ello, la sala de estar de la cubierta principal forma parte de un mismo conjunto con las dos ruedas del yate a cada lado y la estación de mando en el techo.

El salón es muy luminoso, rodeado de cristaleras con un revestimiento térmico especial que se abren eléctricamente.

La zona de proa de la cubierta principal cuenta con un cómodo sofá en C, con una mesa central retráctil que se puede transformar en una tumbona a la sombra de un toldo triangular. Debajo de este sofá se esconde una piscina para refrescarse cuando uno no desea bajar al mar.

El Roof Top es una verdadera innovación en este segmento. El desafío para el diseñador fue darle un perfil plano para que no se pudiera ver de inmediato. Solo se accede por medio de una escalera hidráulica retráctil, con pasamanos telescópicos, y está equipado con una consola de timón retráctil que permite gobernar el barco sin tener que abandonar el Roof Top. Inspirado en las terrazas de los áticos modernos, cuenta con cuatro tumbonas, ducha y nevera

La salita de estar exterior, de la zona privada del propietario puede cerrarse para mayor intimidad.

Elegir desde dónde gobernar

Una característica especial del diseño es la inclusión de cuatro puestos de mando a bordo. La primera estación de gobierno, delante del salón en la cubierta principal y la segunda en el techo, equipada con una consola de dirección retráctil, están conectadas con dos ruedas en los lados de babor y estribor de la cubierta principal. Con una clara referencia al mundo de los yates de vela, son una invitación a disfrutar de la navegación en estrecho contacto con el agua, además de ser muy prácticos a la hora de maniobrar. El espacio entre las dos ruedas del timón es libre, pero los asientos laterales y los sofás que los rodean invitan a la socialización entre el piloto y sus invitados.

La salita de estar exterior, de la zona privada del propietario puede cerrarse para mayor intimidad.

Interior personalizable

El astillero ofrece a los propietarios la oportunidad de personalizar completamente el diseño de su Evo V8. Esta primera unidad tiene una distribución con tres camarotes para siete pasajeros, más un cuarto camarote para la tripulación de dos, y una cómoda zona de día en la cubierta principal.

La cubierta principal está conectada a la cubierta inferior por dos escaleras diseñadas para separar los flujos de invitados y tripulación. Contiene un gran salón panorámico con comedor, rodeado de grandes ventanales que se abren parcialmente. El vidrio está recubierto con películas opacas especiales que contienen cristales LCD que permiten reflejar las imágenes de un proyector de alta calidad con la misma resolución que una pantalla 4K.

Cabina del propietario con la sala de estar cerrada al exterior. Ambos espacios comparten un estilo depurado basado en la sencillez de los tejidos y maderas como la teca con listado de arce.

En la zona de proa, un puesto de mando panorámico de alta tecnología (uno de los cuatro del yate) completa el espacio.

La cubierta inferior distribuye tres cabinas con capacidad para siete personas, así como un camarote para la tripulación y la cocina.

Cabina del armador con una gran pantalla que se esconde en el techo.

Como hemos dicho, la espaciosa suite del propietario en la proa, diseñada casi como un espacio separado, repite el patrón de la madera y las decoraciones en los exteriores, dando sensación de continuidad con el gran salón al aire libre.

 

Navegación

El Evo V8 que pudimos probar equipaba dos motores Volvo Penta  IPS 1250 de 1.000 Hp —una motorización óptima para este casco— e interceptores Humphree, con los que alcanzamos 22,5 nudos de máxima a 2.380 rpm y con un consumo de 384 l/h.

La decoración de la cabina VIP en proa también se inspira en el mundo de la vela, con panelados de madera, nubuck y lámparas de latón.

Con siete personas a bordo, el 100% de los depósitos de agua y el 75%  de los de combustible, la velocidad óptima de crucero del barco se situaba en 16 nudos  a 2.000 rpm con un consumo de 215 l/h y una autonomía superior a las 300 millas.  A velocidad económica de 9,5 nudos y 1.000 rpm el consumo es de tan solo 42 l/h, con lo que su alcance se incremente exponencialmente.

Se trata pues de un barco con suficiente autonomía para emprender navegaciones largas disfrutando en todo momento del placer de navegar mientras no se llega al destino. Durante nuestra salida pudimos apreciar lo imperceptible que es el aire acondicionado en funcionamiento y el excelente aislamiento sonoro de la sala de máquinas.

El baño del armador sigue los criterios estéticos del resto del barco basados en la simplicidad y una depurada elegancia.

Dispone de joystick de gobierno, hélice de proa y cámaras de visión perimetral verdaderamente de 360 grados para maniobrar en puerto.

Por su parte, las zonas de almacenamiento, cuidadosamente ocultas, permiten estibar no solo una embarcación auxiliar con jet de 3,5 metros, sino también numerosos juguetes acuáticos, como una moto de agua, un sea bob y un scooter eléctrico.

El Evo V8 es un yate totalmente único que es difícil de categorizar. Se diferencia de todos los modelos actualmente disponibles en el mercado, creando un nuevo segmento de mercado que combinan las últimas técnicas de construcción con una interpretación innovadora de la vida en el mar.

 

Características técnicas

Eslora total: 23,71 m

Eslora de casco: 23,71 m

Manga máxima: 7,17 m

Calado: 1,50 m

Desplazamiento: 64 t

Motorización: 2 x Volvo Penta IPS 1.250 – 1.000 Hp

Generadores: 2 x 19 kW

Astillero: Blue Emme Yachts- Evo Yachts, evoyachts.com

Importador: Probrava Group, probrava.com